Friday, October 20, 2017

Coalition for Economic Survival
Los Angeles, California
 
You are here :: CES En Las Noticias » El Salario no Alcanza para Comprar Vivienda
Share:


Coalition for 
Economic Survival

514 Shatto Place
Suite 270
Los Angeles, California 
90020
Phone: (213)252-4411
Fax: (213)252-4422

contactces@earthlink.net


Like Us on Facebook

CES in las Noticias

LA OPINION
31 de Enero de 2008

El Salario no Alcanza para Comprar Vivienda
Aunque los precios de las casas han bajado en muchas ciudades aún están fuera del alcance del trabajador promedio

Por Agustín Durán

A pesar de que los precios de la vivienda siguen bajando, ser elegible para poder comprar una casa todavía permanece fuera del alcance del trabajador promedio, siendo los latinos el grupo más afectado.

Un estudio realizado por el Centro para Política de Vivienda en Washington, comparó el costo de las viviendas en 200 ciudades de Estados Unidos y concluyó que por ahora los trabajadores de 60 posiciones en todo el país, no pueden solventar el pago de una casa y en algunas ocasiones, ni la renta.

Entre las posiciones analizadas se consideraron las cinco de más demanda en toda la nación e incluían a las enfermeras registradas, vendedores, trabajadores de servicios representativos, secretarias y preparadores de comida.

El estudio denominado De cheque a cheque: salarios y el costo de la vivienda en América subraya también que debido a que las personas no pueden rentar o comprar casa cerca de sus trabajos, tienden a alejarse del área, lo que complica la contratación de personal calificado en las compañías.

"La realidad es que la mayoría de las familias trabajadoras están todavía empleándose en trabajos de servicio tradicionales", explicó Jeffrey Lubell, director ejecutivo del centro. "En muchas de estas ciudades, estas familias continúan enfrentando mensualidades e hipotecas muy por encima de su alcance y, como resultado, hasta los empleadores tienen dificultad para atraer fuerza trabajadora calificada".

Larry Gross, director de la Coalición de Sobrevivientes Económicos
en Los Ángeles, expresó que a consecuencia de las altas rentas muchas familias, particularmente las de bajos recursos, tienen que compartir la vivienda hasta con dos o tres familias.

"En los últimos años la gente pobre, principalmente las minorías han destinado más dinero de su ingreso para la renta, pero se las ingenian eliminando gastos en la comida o en la salud", expresó Gross. "Lo que pasa es que ahora la crisis de vivienda ya llegó a la clase media y ha orillado a los empleados que necesita una ciudad, a salirse de ella porque pueden trabajar, pero no vivir en ella".

Jack Kaiser, economista del condado de Los Ángeles, indicó que en 2007 el precio promedio de una casa en Los Ángeles alcanzó los 616 mil dólares, su curva más alta en los últimos años, pero a la fecha, el precio ha bajado hasta 487 mil.

"El precio depende de dónde vivas o dónde quieras comprar una casa, pero se espera que en los siguientes meses sigan bajando y debido al número de reposiciones que ha habido en unas áreas (como Riverside y Pico Rivera), los precios podrían ser sorprendentemente bajos", expresó Kaiser.

Joseph David, especialista certificado en planeamiento hipotecario expresó que en la medida que los precios de la vivienda bajen y los salarios se mantengan, el mercado se empezará a estabilizar y habrá un nuevo repunte al final del año, sin embargo, enfatizó. "Nunca será lo mismo como hace tres años".

Por lo pronto Gabriel Reyes, agente de bienes y raíces, indicó que la gente sigue comprando, no como antes, pero por ahora las casas que están en 300 mil o 350 mil dólares son accesibles para primeros compradores porque sólo tiene que poner el 3% de enganche.

El estudio menciona que los trabajadores en preparación de comida y revendedores, algunos donde los latinos tienen gran presencia, no tuvieron oportunidad de comprar casa en ninguno de los 200 mercados.

Las enfermeras que ganan el salario promedio para la profesión podrían comprar una casa en sólo 93 de los 201 mercados (ciudades) del país, de acuerdo con el estudio. Eso es una mejora comparado con 2006 cuando este tipo de profesionales sólo podía comprar una vivienda en 87 mercados.

Los empleados de atención al cliente podrían comprar una casa al precio promedio en 16 mercados del país (cuatro más que en 2006) y los trabajadores de oficina en cinco (el año pasado en tres). Los trabajadores de preparación de alimentos y vendedores en tiendas minorias no podrían comprar casa en ninguna parte.

El reporte cubrió los tres últimos meses de 2007, cuando los precios cayeron aún más, encontrando que el acceso a la vivienda había mejorado.

Si quiere ver el estudio completo visite
http://www.nhc.org/


Volver al CES en las noticias

 

Terms Of Use Site Map
© 2014 Coalition for Economic Survival
Login
Site Development by Dave Ellend
beacon type